Con un total de seis mil 164 ejemplares de libros antiguos -uno de ellos publicado en el siglo XVIII y el más reciente en 1956-, la Universidad Autónoma del Estado de México conformará un fondo de libros antiguos que permitirá rescatar, preservar y difundir material bibliográfico con valor histórico, cultural e institucional.

El director de Infraestructura Académica de la UAEM, Federico Malaquías Rodríguez, abundó que en esta colección también se encuentra un libro publicado en 1736, escrito en un monasterio alemán, así como un ejemplar del libro Sobre la teoría de la relatividad especial y general, en su idioma original, del científico alemán Albert Einstein, cuya firma en el documento está en proceso de autenticación.

            Indicó que los libros antiguos identificados en los 56 recintos que integran el sistema bibliotecario de la institución fueron clasificados en las áreas de Arquitectura, Diseño y Urbanismo, Artes, Educación y Humanidades, Ciencias Agropecuarias, Ciencias Naturales y Exactas, Ciencias de la Salud, Ciencias Sociales y Administrativas e Ingeniería y Tecnología.

El integrante del equipo de digitalización de dicho fondo, Josué Zárate Mulia, señaló que los libros antiguos están en proceso de digitalización para su consulta a través de un código QR y en libre acceso, lo que posibilitará nuevas líneas de investigación y análisis histórico.

            Dicho proceso, dijo Federico Malaquías Rodríguez, consiste en reunir el acervo de libros antiguos en un catálogo virtual que se encuentra en proceso de diseño e integra un programa de reconocimiento de texto para que los usuarios puedan realizar la búsqueda de palabras y tengan la posibilidad de copiar el texto para posteriormente citarlo.

            El proyecto para conformar el fondo de libros antiguos de la UAEM contempla un espacio con las condiciones adecuadas para la recepción, tratamiento, fumigación, conservación, restauración y digitalización del material bibliográfico en formato físico.