El gobierno de México, a través de la Secretaría de Economía (SE), impuso una cuota compensatoria definitiva de 92.64 por ciento a las importaciones de ollas de presión de aluminio originarias de China, esto como resultado de una resolución final tras una investigación por prácticas desleales de comercio internacional.

La dependencia federal expuso que la cuota compensatoria a aplicar a partir de este viernes 27 de diciembre es sobre el valor en aduana declarado en el pedimento correspondiente.

En el Diario Oficial de la Federación, donde  publicó la resolución de la investigación antidumping sobre las importaciones de ollas de presión de aluminio originarias de China, señaló que los importadores que conforme a esta medida deban pagar la cuota compensatoria definitiva no estarán obligados si comprueban que el país de origen de la mercancía es distinto al país asiático.  

 El 7 de agosto de 2018, Grupo Vasconia solicitó el inicio de la investigación administrativa por prácticas desleales de comercio internacional, en su modalidad de discriminación de precios, sobre las importaciones de ollas de presión de aluminio.

Durante el periodo investigado, según las conclusiones de la resolución, “se comprobó que las importaciones de ollas de presión de aluminio originarias de China se efectuaron en condiciones de discriminación de precios y causaron daño material a la rama de producción nacional del producto similar”.

Destacó el hecho de que las importaciones del producto objeto de investigación se efectuaron con un margen de discriminación de precios de 158.40 por ciento. En el periodo investigado, las importaciones originarias de China representaron 98 por ciento de las importaciones totales.

La Secretaría expuso que el propósito de la cuota compensatoria es corregir los efectos lesivos de las importaciones y restablecer las condiciones equitativas de competencia.

Fuente: NTX