El gobierno federal niega la supuesta separación del cargo de los funcionarios contratados a partir de diciembre de 2018, y aseguró que la medida sólo busca eficientar el gasto público.

Mediante una nota aclaratoria, precisó que a través de un oficio la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) reiteró la prohibición de la contratación de personal en plazas permanentes, eventuales y de honorarios adscritas a las delegaciones y oficinas de representación en los estados para que dependencias y entidades de la administración pública federal.

Agregó que previo a esta medida, existía una duplicidad en funciones en las más de nueve mil delegaciones que fungían como extensiones de secretarías, dependencias y entidades administrativas, lo cual elevó de manera importante y drástica el gasto público.

Fuente: NTX