tren-guadalajaraLa Línea 3 del Tren Ligero de Guadalajara -cuya recepción del primer convoy presidiera esta semana el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza-, está diseñado con la más alta tecnología, seguridad, fiabilidad y confort en beneficio de los pasajeros.

Cuenta con equipo de vigilancia en cada carro; facilidades de acceso, con 12 puertas por lado para ascenso y descenso de usuarios, así como pasillos de circulación en su interior.

Adicionalmente, está equipado con aire acondicionado, sitios para personas con capacidades diferentes, y posibilidades de comunicación con los usuarios a través del operador y el puesto central de mando.

Provisto de la más avanzada tecnología, le permite una conducción automática para mayor confort y seguridad; además de que cuenta con un sistema de recuperación de energía. El transporte es de la mayor fiabilidad, ya que los trenes operan en un rango de hasta 10 mil kilómetros.

Tiene asimismo periodos largos para mantenimiento preventivo; mayor disponibilidad de trenes y baja incidencia de fallas por kilómetro recorrido.

Tal como ocurrió con el primer tren (cada tren contiene tres coches), de la fábrica ubicada en España, llegan a Guadalajara, Jalisco, equipados y con pruebas de serie en su funcionamiento.

Hasta el momento ya fueron fabricados al 100 por ciento cuatro trenes más, de los 18 en total que recibirá México, y se encuentran en proceso de pruebas para su posterior traslado a la ciudad tapatía donde estarán en operación.

Hay avances importantes en ocho más para dar un total de 13; en el segundo semestre de este mismo año se fabricarán los cinco restantes. Cada tren tiene una capacidad de 700 pasajeros, y correrá a una velocidad de 80 kilómetros por hora.