prensa-1-libertad-expresion-2La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) exigió a los tres niveles de gobierno respetar los derechos a la integridad personal de los periodistas, con el fin de brindarles las garantías de seguridad necesarias para realizar su trabajo con el menor grado de riesgo, y evitar acciones intencionales de agresión como intimidaciones y amenazas, por parte de funcionarios públicos.

Durante el acto de cambio de Mesa Directiva de la Academia Nacional de Periodistas de Radio y Televisión (ANPERT), en representación del Presidente de la CNDH, Luis Raúl González Pérez, el Primer Visitador General, Ismael Eslava Pérez, refirió la necesidad de ser tolerantes con el ejercicio periodístico y enfatizó que debe alzarse la voz para que los gobiernos federal, estatales y municipales les garanticen la protección de la vida e integridad personal.

Es necesario, dijo, construir un entorno en que el ejercicio del periodismo pueda desarrollarse sin miedos, ataduras, amenazas y represalias; donde los medios y los periodistas sean motores de la circulación de la información y, por lo tanto, factores determinantes en la edificación de una sociedad libre y democrática.

Acompañado en el presídium por José Narro Robles, Secretario de Salud; Beatriz Pagés Rebollar, Directora de la revista Siempre!; José Elías Romero Apis, escritor y periodista, y Carlos Ramos Padilla, Presidente entrante de la ANPERT, Eslava Pérez destacó lo riesgoso de la labor periodística y explicó que los ataques contra periodistas persisten porque la mayoría de los delitos en su contra quedan impunes.

Recordó que la CNDH emitió la Recomendación General 24 “Sobre el ejercicio de la libertad de expresión en México”, dirigida a diversas dependencias de los tres niveles de gobierno para que en el ámbito de sus respectivas competencias implementen políticas públicas que incidan en la prevención de agresiones contra periodistas, así como en el fortalecimiento del Mecanismo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

En su momento, el Dr. José Narro, Secretario de Salud,  reconoció que es mucho lo que falta hacer en materia de pobreza, desigualdad, ignorancia, corrupción e impunidad, entre otros, pero se tiene una enorme posibilidad de lograr sacar adelante a México porque, a pesar de todo, se ha avanzado a través de generaciones anteriores en materia de derechos humanos y libertad de expresión.

Agregó que México debe verse a sí mismo, y que debemos cuidarlo para no retroceder y convertirnos en parias de nuestra historia. La dignidad nacional será lo que saque adelante al país, enfatizó.

Beatriz Pagés Rebollar, directora de la revista Siempre!, comentó que la crisis económica, social y política que se vive en el país, aunado al triunfo electoral del Donald Trump en Estados Unidos, colocan a los comunicadores en el desafío de ser capaces de entender lo que sucede, tener la visión y asumir una posición vanguardista en materia informativa, de crítica y análisis, a fin de marcar la ruta del cambio.

Al tomar la palabra Carlos Ramos Padilla, el presidente de la ANPERT comentó que el gremio está en el ojo de una tormenta perfecta, donde si los políticos y gobernantes no quieren o no tienen la capacidad para crear estrategias que saquen adelante a México, en su lugar están los periodistas para tomar “la batuta” de ese cambio necesario.

Por su parte, el escritor y periodista, José Elías Romero Apis dijo que hay que cuidar y examinar muchas cosas del país, que van desde la política hasta la religión, como el revisar desde cero el sistema nacional de poderes porque la ingobernabilidad, la dictadura o la anarquía son tan solo meros síntomas de una degeneración oncológica del sistema político.

La mayor tragedia de una nación –comentó- no reside en sus carencias materiales, financieras, ni políticas, sino en la falta de ideas realistas y poderosas que en el caso se nuestro país se requieren para no retroceder.